SPIRITUAL NEGRA


Fruto de unas circunstancias muy especiales y propiciado por la peculiar sensibilidad de la comunidad negra americana del siglo XIX, el negro spiritual es una excelente muestra de creación de un nuevo género musical de hondas raíces populares a partir de una serie de influencias bastante diversificadas.

 
Una primera aproximación, simple pero ajustada, definiría los negro spirituals como los salmos religiosos de cariz afroamericano cantados por la comunidad negra cristianizada del sur de Estados Unidos. Basta esta definición para desarrollar no sólo las condiciones musicales del género, sino las circunstancias en que nació. 

Aunque en nuestros días es posible escuchar distintos tipos de negro spirítuals o derivados de ellos, en la voz de artistas que los divulgan en conciertos o a través de grabaciones por todo el mundo, tal diversificación responde a un único origen: el de la comunidad negra del sur de Estados Unidos en tiempos de la esclavitud. 


 
Dicha comunidad, bastante numerosa, sufrió la terrible afrenta de verse privada de su libertad en África para ser sometida a una cruel servidumbre en su patria adoptiva. En los primeros tiempos (siglo XVII), las condiciones de vida y de trabajo de estas personas fueron durísimas y no se les reconoció ningún tipo de derecho.

Posteriormente, ya en el siglo XIX, la lenta pero progresiva concienciación de algunos estamentos blancos hacia la desdicha y la injusticia que sufría el pueblo negro representó una leve mejora de su manera de vivir. Entre estos estamentos, la Iglesia protestante norteamericana desempeñó un papel evangelizador, el cual propició cierta integración de la población negra en la sociedad que les explotaba, hecho que, comparado con el trato otorgado anteriormente a los esclavos, puede considerarse como un intento de humanización.

Desde un principio, el pueblo negro adaptó la nueva religión y sus ritos a los que siempre había practicado. Por ello, los negro spirituals son una simbiosis entre el canto protestante de origen europeo, del que asimilaron la temática bíblica y la estructura del salmo (sus títulos son, por ejemplo, Old ship of Zíon; Rol! Jordan; I am a soldier in the army; Steal away, chil-dren, we all shall be free; Whe shall walk through the ualley in peace), y las tradiciones religiosas africanas, de las que tomaron la peculiar espiritualidad del pueblo negro, su sensibilidad a la vez ingenua y profunda, amén de incorporar dichos temas bíblicos en lengua inglesa en un corpus music henchido de las características de música propiamente africana. Así mismo, la temática bíblica solía relacionarse con la actividad que el esclavo realizaba en el campo y con la dureza que ésta presentaba. Dicha cantos se interpretaban en las iglesias, pero también en los puestos de trabajo, lo que dio origen a los denominados work songs (cantos de labor), en los que el esclavo sublimaba su asignación a la vez que tomaba fuerzas para no desfallecer y expresaba repetidamente sus ansias de alcanzar un día la libertad.

Características

Musicalmente, los negro spirituals son fiel reflejo de la simbiosis anteriormente citada entre la tradición religiosa europea y la africana, aunque un análisis más profundo pone de manifiesto que, en esencia, el alma del canto sigue siendo africana, quedando los rasgos europeos como un soporte imprescindible a la recién adoptada religión y a sus ritos. De este modo, las características europeas se reducen, como antes hemos apuntado, a la estructura de los salmos y a la presencia de temas bíblicos.

Por el contrario, la influencia africana se manifiesta de principio a fin en un negro spiritual; recordemos a este respecto que las inflexiones verbales que presentan estos cantos son habituales en el continente negro. Además, la estructura sálmica de origen europeo está sensiblemente transformada por una serie de fórmulas.

Es característica la forma denominada en inglés call and response, consistente en un diálogo entre el coro principal y los fieles (en sus primeros tiempos entre el predicador y los fieles, los cuales repetían un verso final o una palabra que marcaba una pausa).

También es de destacar el empleo del shouting, pequeñas salpicaduras vocales con las que, espontáneamente, el cantante invoca a Dios, afirma lo que el coro ha expuesto o se lamenta de su desdicha.

A finales del siglo XVIII, el negro spiritual evolucionó acercándose más a los modelos litúrgicos europeos, lo que derivó en un subgénero denominado white spiritual (spiritual blanco), cantado, a pesar de su denominación, por negros.

Por otro lado, en las localidades más cerradas del sur de Estados Unidos, el spiritual se fue sofisticando y dio lugar al gospel song (literalmente, canto evangélico), que llegó a ocupar la totalidad de la celebración religiosa.

Las primeras colecciones publicadas de spirituals datan de finales del siglo XVIII. Los primeros conciertos públicos, ofrecidos generalmente en iglesias y universidades, corrieron a cargo de los Fisk Jubilee Singers, quienes actuaron en la década de 1870 cultivando tanto el negro spiritual song como el gospel song. Este género fue difundiéndose posteriormente a través de recitales y, sobre todo, de grabaciones discográficas, siendo sus principales representantes los ilampton Singers, los Ward Singers, el Golden Gate Quartet, etc., entre los grupos.

En cuanto a los solistas son internacionalmente conocidos los nombres de Paul Robeson (1898-1976), que fue también actor. Mahalia Jackson (1911-1972) y Marian Anderson (n. 1897-1993), gran intérprete así mismo de ópera..
 

0 comentarios:

Publicar un comentario